De agente a corredor

Por Josefa Arias Valverde, miembro de Newcorred.

Desde mi infancia crecí y viví indirectamente vinculada a la mediación de seguros al ser hija de agente exclusivo de la entonces una pequeña Mutualidad y a la que, un par de décadas más tarde, me incorporaría a sus filas como ‘agente plaza’ (el equivalente a lo que hoy conocemos como agente profesional, plan de carrera, etc.) en Ciudad Real capital. Fueron tres intensos años de formación y venta ‘puerta a puerta’ que marcarían mi futuro profesional.

En 1990, ante la inminente jubilación de mi progenitor y la necesidad de dejar un sucesor me ofrecieron volver a mi pueblo y ‘recoger el testigo’ dando así continuidad a la labor emprendida por él; creando una delegación que yo gerenciaría. Y acepté.

Así pasaron los días, los años, hasta que en 2006 (dudo de la fecha exacta) se inició un proceso de desmutualización que derivó en el 2007 en una S.A. Fueron unos años de vértigo; todo era crecimiento y bonanza, hasta que llegamos al 2008 y posteriores, en que la fuerte crisis económica que azota a la economía del país y sumado a la agresiva aparición en el mercado de compañías on-line que casi regalaban los seguros, se inicia una guerra de precios, sin precedentes, en el mercado asegurador y a la que se sumaron prácticamente todas las aseguradoras; menos en la que yo me encontraba.

«En 1990, ante la inminente jubilación de mi progenitor y la necesidad de dejar un sucesor me ofrecieron volver a mi pueblo y ‘recoger el testigo’ dando así continuidad a la labor emprendida por él; creando una delegación que yo gerenciaría. Y acepté».

Cuestión de tiempo que la competencia nos empezara a comer terreno hasta empezar a decrecer, tambaleándose el estado de  bienestar vivido hasta entonces.Fue duro aceptar que las ‘palmaditas’ en la espalda que tantas veces recibiera, porque todo iba bien, ahora me las negaran. Y en un golpe de honestidad hacia mí misma y con la esperanza de recuperar el entusiasmo perdido tenía que arriesgarme y cambiar. Inmersa en ese punto de inflexión  encontré en internet un vídeo que me llamó la atención ‘quierosercorredordeseguros’ impartido porJorge Campos, que a su vez es el presidente de la asociación a la que orgullosamente pertenezco.

«En un golpe de honestidad hacia mí misma y con la esperanza de recuperar el entusiasmo perdido tenía que arriesgarme y cambiar».

Contacté con él; y tras unas conversaciones todo se precipitó: aparqué mis 28 años de delegado y pasé a ser corredor. Y aquí estoy. En todos estos años y a día de hoy, no sabría decir si en mi aceptación tuvo algo de vocacional o fue puramente emocional al saber de la ilusión de mi padre al ver que su labor continuaría en la familia; pero sí que puedo decir que me ha merecido la pena, no sólo como profesión sino por los valores que me ha aportado a mi vida particular.

«Aparqué mis 28 años de delegado y pasé a ser corredor. Y aquí estoy. Puedo decir que me ha merecido la pena, no sólo como profesión sino por los valores que me ha aportado a mi vida particular».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Compañeros Muy Segura

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies