Amparo Alonso, presidenta de AEPIA: “En el siglo XXI, que un país cree o no riqueza, será una cuestión de inteligencia artificial”

Redacción ‘MS’- Esta mañana se celebró la novena sesión del grupo de trabajo REACTIVACIÓN 2021, una iniciativa de Fundación Inade junto con su promotora la consultora Inade, Instituto Atlántico del Seguro. El grupo está coordinado por Adolfo Campos Carballo, director de ambas organizaciones, e integrado por el presidente de la Fundación, José Ramón Santamaría Barreiro, distintas sociedades de correduría de seguros y dos asociaciones de corredurías de seguros.

Durante la webinar se trató el tema de la inteligencia artificial y se analizó la situación del sector naval. Para ello se contó con la participación de Amparo Alonso Betanzos, presidenta de AEPIA (Asociación Española para la Inteligencia Artificial) y de Santiago Martín García, director en Vigo de Astilleros Armón.

Como de costumbre, la mañana arrancó con las “Reflexiones para la reactivación”, en esta ocasión a cargo de Jorge Benítez Verdejo, presidente de AEMES (Asociación Empresarial de Mediadores de Seguros) que hizo un análisis sobre la implantación de teletrabajo en España, “la fórmula actual más eficaz que ha permitido a las empresas continuar su actividad y evitar el contagio entre sus empleados y clientes”.

Según explicó Jorge Benítez, en los meses que ha durado el confinamiento, se ha implantado en España el teletrabajo en lo que hubiera sucedido de forma natural en los próximos 5 años.

La pregunta es si, una vez implantado el teletrabajo y demostrados sus beneficios (aumento de la productividad, facilidades en la conciliación, ahorro de costes de la empresa…), esta nueva modalidad se mantendrá en las empresas. Jorge Benítez advierte de que “no podemos obviar que el trabajo presencial implementa la interacción social, el intercambio de conocimientos y las relaciones que se generan en un entorno de trabajo social, lo que supone todo ello una importante fuente de aprendizaje”.

En el sector de la distribución de seguros, concretamente, casi el 90% de las empresas, según encuesta realizada en el mes de abril por AEMES, optó por esta fórmula de trabajo, lo que ha demostrado el grado de avance en las empresas de nuestro sector en términos de transformación digital y en su capacidad de adaptación a las nuevas necesidades”.

Jorge Benítez Verdejo, presidente de AEMES (Asociación Empresarial de Mediadores de Seguros.

La primera invitada de la mañana fue Amparo Alonso Betanzos, presidenta de AEPIA, que habló a los asistentes sobre la inteligencia artificial: “La inteligencia artificial cambia la sociedad porque cambia la forma de relacionarnos entre nosotros mismos. Trabajamos con profesionales que, de entrada, puede parecer que no tienen nada que ver con este mudo, como psicólogos o filósofos”.

Amparo Alonso explicó que los más de 650 socios de AEPIA trabajan día a día en divulgar y hacer crecer la inteligencia artificial en España, un objetivo que tenían antes del 14 de marzo y que mantienen a día de hoy. Según Alonso, la “inteligencia artificial nos puede ayudar a llegar al punto hacia el que estamos yendo. El COVID-19 nos ha enseñado un camino que intuíamos pero que no acabábamos de explorar. En Europa ya se está dando un impulso a la inteligencia artificial, y en España deberían dárselo en los próximos meses. En el siglo XXI, que un país cree o no riqueza, será una cuestión de inteligencia artificial”.

La presidenta de AEPIA afirmó que la inteligencia artificial predijo la pandemia antes de que China lo comunicase a la OMS a través de la recogida de datos, un tema que, como ella misma aclaró, conlleva cierta controversia: “hay que ser capaces de recoger datos sin atentar contra la privacidad de las personas. Todos tenemos herramientas peligrosas en nuestros hogares si hacemos un mal uso de ellas, como un cuchillo, pero si las utilizamos correctamente nos hacen lavida más fácil”.

Insistiendo en que la inteligencia artificial, al igual que todos los avances científicos, nos hacen la vida más fácil, Amparo Alonso recalcó la importancia de invertir en investigación: “La investigación es como una hoja de bambú, crece muy despacio, pero de un momento a otro da grandes resultados. En España debe hacerse un importante esfuerzo en este sentido. Hace unos días se anunció una inversión en investigación y esto es imprescindible para retener el talento que tenemos en nuestras universidades”.

En este sentido, Amparo Alonso afirmó que, si bien es cierto que es positivo que un investigador salga al extranjero una temporada, también es necesario poder ofrecerle algo para que quiera volver: “Es urgente que tengamos planes de retención/recuperación del talento”. Un tema que ella conoce de primera mano, pues desde hace casi treinta años es Catedrática de Ciencias de la Computación e Inteligencia Artificial de la Universidade da Coruña, coordina el grupo LIDIA (Laboratorio de I+D en inteligencia Artificial).

Sobre la relación entre la inteligencia artificial y el seguro, afirmó que ya hay ciertos avances en este sentido, como son las insurtech, sistemas evalúan el riesgo de forma muy precisa a través de la recogida de datos.

“La investigación es como una hoja de bambú, crece muy despacio, pero de un momento a otro da grandes resultados. En España debe hacerse un importante esfuerzo en este sentido. Hace unos días se anunció una inversión en investigación y esto es imprescindible para retener el talento que tenemos en nuestras universidades”.

Amparo Alonso Betanzos, presidenta de AEPIA (Asociación Española para la Inteligencia Artificial).

La webinar continuó con la intervención de Santiago Martín García, director en Vigo de ASTILLEROS ARMÓN, que habló sobre el sector naval, un sector quizás desconocido en España, y que sin embargo construye en nuestro país algunas de las obras de ingeniería del mundo. Una hazaña que, según Santiago Martín “no tiene mucho retorno”, pues “no somos capaces de comunicar que España es un país rico en recursos humanos y en talento”. Santiago Martín puso como ejemplo que Galicia es número en construcción de oceanografía del mundo: “No solo en construcción, sino en integración, se crean universidades flotantes”.

Sobre la crisis del COVID-19, Santiago Martín relató que astilleros ARMÓN solo paró las dos semanas previas a Semana Santa, cuando el Gobierno detuvo toda actividad no esencial. Explicó que la mayor parte de los recursos humanos de ARMÓN están externalizados y, que, si ellos paraban, el impacto para las empresas más pequeñas que tienen contratadas habría sido enorme.

El director del astillero de Vigo justificó no haber parado porque, cuando en teoría había desabastecimiento de equipos de protección personal, ARMÓN los consiguió y, por lo tanto, sus trabajadores no corrían peligro. Además, afirmó haber donado EPI a otros centros de trabajo que los necesitaban.

Astilleros ARMÓN, a diferencia de otras industrias, tampoco tuvo dificultades con la materia prima, ya que sus proyectos son a largo plazo y siempre trabajan con dos o tres meses de antelación para no tener problemas logísticos.

Santiago Martín considera que es el momento de “trabajar más que nunca y esforzarse más que nunca” y también que es el momento de que “las administraciones públicas apoyen al empresario y a la industria”. También comentó la urgencia de que el Gobierno transmita tranquilidad entre los ciudadanos y proyecte esta imagen al extranjero: “Hay que hacer pruebas PCR y dar datos, adelantarnos al resto de Europa en la vuelta a la actividad comercial”.

“Es el momento de “trabajar más que nunca y esforzarse más que nunca” y también que es el momento de que “las administraciones públicas apoyen al empresario y a la industria”.

Santiago Martín García, director en Vigo de Astilleros Armón.

Tras la intervención de Santiago Martín comenzó la tertulia del grupo de trabajo, en la que participaron tanto él como Amparo Alonso.

El debate arrancó analizando la relación de la industria aseguradora y astilleros ARMÓN, sobre la que Santiago Martín hizo un importante apunte: “solicitamos a la industria aseguradora soluciones para garantizar la financiación de los proyectos navales”.

También charlaron sobre la inteligencia artificial y la protección de datos, sobre lo que Amparo insistió una vez más que “no hay que tener miedo. Muchas cosas usan inteligencia artificial y ni lo sabemos”.

Uno de los asistentes comentó que, desde su punto de vista, la inteligencia artificial es una oportunidad para la suscripción, ya que permite que se haga una previsión de la siniestralidad muy precisa. “El reto ahora mismo es que los aseguradores y mediadores trabajen juntamente con los especialistas en Big Data”, concluyó.

Deja una respuesta